06 julio, 2016

Daydreaming


Pero bueno, que hay de nuevo por aquí? nada, básicamente ya me quedan dos meses para irme y regresando de un viaje matado a Jaén por fin pude decirle a mi mamá que me iba, aunque ya se lo había dicho como mil veces y ella no me creía, esta vez si iba en serio.

-Me voy 6 meses
-De verdad? o me estas bromeando?
-En serio.
-A dónde?
-Argentina, Uruguay, Chile, Bolivia y regreso a Perú para año nuevo en el Cusco.
-Qué hablas? Y con que plata? Tu crees que es barato? Te vas a morir de hambre jajajaja.
-No nada, todo está fríamente calculado, vamos a hacer un low-cost budget trip
-Un low qué? Oye, no me vengas con cosas raras, vas a vender pulseritas esas cosas?
-Osea voy a mochilear pues mamá, no voy a ir a hoteles 5 estrellas ni restaurantes fancys.
-Bueno, llévate a Valeria, quiere ir a Buenos Aires en Enero.
-Mamá, me voy en Setiembre.
-Qué!? Estas loca, bueno, alquilaré tu cuarto pues.
-Suave se llevan mis cosas, sólo voy a llevar mi mochila.
-Ya pero a tus tíos les vas a decir que te vas a estudiar, no les digas que te vas de mochilera.
-Ya, como voy con Karen diré que nos vamos a estudiar algo, igual cuando regrese tengo que llevar francés.
-Te vas a quedar donde Clara?
-No, ya voy a ver eso, pero tengo que comprarme el pasaje primero para saber cuando llego.

Mi mamá siempre fue así, nos ha dejado hacer lo que queramos pero mis tíos (sus hermanos) son mas cerrados de mente y tipo si les digo que me voy a mochilear probablemente me digan que estoy loca "es una pérdida de tiempo. dinero, tantos años estudiando para eso? vas a perder tu trabajo, te pueden robar, te puede pasar algo, te van a matar y meter en una maleta" ya me imagino la cantidad de cosas que me dirían porque ya me las han dicho varias personas a lo largo de este año, así que para evitar los sermones mejor digo que me voy a estudiar y que no me jodan.

El viernes en tizón conocimos a un chico que al principio me cayó bien (y que ahora no tanto) y el sábado a las 4 a.m. nos invitó a tomar Ron en su casa, conversando con él le dijimos que nos íbamos a mochilear y el dijo como: Ah, a ustedes les llega la vida y se largan y renuncian a todo. Después de eso me quedó mirando como "pobre estúpida, no sabes en lo que te estas metiendo, ya te quiero ver pidiendo limosna" Ya, tal vez no haya sido así, pero así lo sentí cuando su mirada de hielo me cortó.

Yo no sé si a Karen le llegue la vida, pero a mi definitivamente no, a mi me importa un montón estar viva para poder hacer lo que realmente quiero sea por un mes, seis meses, un año o toda la vida.
No sé si suceda solamente en el Perú (tal vez pase en otros países) que desde niños nos enseñan el valor de "estudia para que seas alguien, te compres tu casa, tu carro, formes una familia y te jubiles después de haber pasado casi 44 años trabajando para mantener tu hogar y pagar las cuentas, la luz, el agua, el gas, el internet, el teléfono, el kinder, el colegio, la universidad, el seguro, la ropa, los zapatos, las vacaciones de 10 días en el caribe y las remodelaciones que hayas tenido en la casa y el cuerpo, porque sin plata y sin haber pisado la universidad no eres ni serás nadie".
Bueno, tener una educación es algo básico, ya sea como ingeniero o carpintero, algo debes haber aprendido en esta vida que te sirva para ganarte los panes, sin embargo eso, que hayas elegido aprender, debe venir desde adentro, que tu pasión y tu corazón estén donde debas estar, ya sean los 15 años de medicina o los 18 meses de corte y confección.
Pero en lugar de eso, de pasarse la vida siendo tan cerebral, deberían decirles y enseñarles desde niños que los sueños y las metas personales siempre deben realizarse y no posponerse para cuando te jubiles y seas un viejo sin fuerzas para poder hacer lo que siempre quisiste.
Es algo contradictorio también pues nunca es demasiado tarde para lograr algo, es sólo que simplemente yo no esperaría tanto.
Tampoco es que quiero que todos crezcan soñando despiertos como Walter Mitty, pero hay que tener sueños, no ser seres tan fríos (aunque uno de mis sueños sea ir a Islandia en el solisticio de verano) y tal vez por eso sea que veo a poco mochilero peruano vagando por ahí. Ojalá que mi viaje sirva para inspirar a personas a largarse, a dejar todo lo que las ata y que aprendan a volar libres.

Ya pronto me voy a ir despidiendo de este blog aunque quien sabe, capaz y vuelvo para hacer mis descargos y no volverme loca en el intento de ser una Travel Blogger o una Travel Vlogger. (que se me da más la moneria de la cámara)
En cualquiera de los dos casos, ninguno es fácil (como casi nada en esta vida) y no sé si lo haga porque es mucha carga y siento que en vez de estar disfrutando el momento mientras voy conociendo, voy a tener que estar preocupándome por el blog o youtube y las redes sociales (facebook, instagram, snapchat, twitter) y buscar auspicios y toooooda la paciencia que tengo que tener para ir haciendo la página, empezando por buscarle un nombre que pegue. Es UNA CHAMBAZA, claro que si lo haces bien puedes ganar dinero, seguir viajando y nunca más volver a una oficina, ok no, pero si puedes hacer dinero con un blog mientras vas viajando, todo es cuestion de astucia y marketing y sobre todo TIEMPO.
Toma tiempo ganar una audiencia, así como a mi me tomó tiempo tener los seguidores que tengo aquí.

En fin, odio a Taylor Swift.

-El comentario random de la noche-

Canción para seguir soñando despierta: Arcade Fire - Wake Up