25 febrero, 2013

La luz inicia


Es la niña que danza entre las 5 y las 6, al atardecer, ha llegado la hora del té.

Quererte es como tambalearme y caer, es acostarse a las 7, despertar a las 4 y pensar que solo pasaron minutos y quedarse con la sensación de que las estrellas bajaron a besarnos la piel desnuda.
Vamos de la mano, viajando al espacio exterior, a los lugares que quieras ir, a bañarnos de polvo estelar en la vía láctea. Pintarnos la cara de rojo marte y tener los dedos entumecidos de tanto amarte.
Esa mística y tóxica afición de abrir las piernas. 
Elegante ultra sensual, le haz hecho el amor a un vampiro con tacones.

El cielo se viene abajo, cae el telón de manto azul oscuro casi negro, una luz parpadea a millas de distancia, es el espejo que refleja los besos en tus labios color carmín.
Soy tu reina de día y puta de noche, la perra tatuada, la del corazón satélite, tómame, suéltame, entra y fúndete conmigo. El tiempo se suspende, siento tu resplandor, dibujas constelaciones en la cama, manchas impresionistas, dejas espasmos en mi, esos 10 segundos de felicidad.

Tu amor es el souvenir que me traje de un sueño celeste casi violeta, que se quedó pegado en la pestaña del ojo derecho a medio abrir.

El rey amarillo casi naranja regresa a su trono, a quemárnos la piel, las ganas, a girar sobre nuestra órbita.


Everything is so fucking shining and we're just blessed with love.